Blog roma City Tour

17 ene 2017

Los cuatro mercados de Roma que no puede perderse

Categorías: Mercados
Mercado en Roma

Si cuando viaja lo que más le gusta es conocer el lado menos conocido de las ciudades, en Roma no puede perderse los mercados, punto de encuentro de los romanos. Desde Roma City Tour queremos recomendarle nuestros cuatro favoritos, donde encontrará los artículos más auténticos de esta ciudad. Así que no lo dude, coja el bus turístico oficial Roma City Tour y, aprovechando que puede subir y bajar tantas veces como quiera, acérquese a los que le presentamos a continuación:

Mercato Monti – Este mercado es el lugar perfecto para comprar detalles y souvenirs. Si está harto de los típicos llaveros y figuritas del Coliseo, pase por el Mercato Monti, encontrará todo tipo de artículos únicos y hechos a mano por artesanos locales. La parada del bus panorámico Roma City Tour más próxima es la Colosseo.

Porta Portese – En el histórico y enorme mercado de Porta Portese, ubicado en el barrio del Trastevere, podrá encontrar de todo y más, tanto artículos de primera mano como de segunda. Podrá llegar fácilmente desde la parada Circo Massimo. Imposible perdérselo.

Mercato Trionfale – Se trata de uno de los mercados de verduras y frutas más grandes de Italia y Europa. Allí encontrará alimentos frescos y de primera calidad. Y no sólo vegetales, también mieles, mermeladas, huevos… Además de los tenderetes de toda la vida, también se tropezará con montones de paradas de productos ecológicos. La parada de autobús turístico más próxima es Città del Vaticano.

Mercato di Campo de' Fiori – En este mercado situado en el centro histórico de Roma encontrará de todo. Aunque inicialmente se trataba de un mercado de alimentos frescos, a día de hoy se vende de todo: desde frutas, verduras, flores, especias, aceites…, hasta paraguas y artículos para la casa. Para llegar allí, bájese del autobús en la parada Piazza Venezia.

Aproveche las ventajas del servicio hop-on hop-off que le ofrece City Tour Worldwide en esta ciudad y, aparte de visitar los puntos de interés, déjese  perder por los mercados de Roma. Le sorprenderán.